Eix Maragall

Eix Maragall

¿Qué es el design thinking y qué ventajas le aporta a tu comercio?

19 de abril de 2022

La aplicación de esta metodología le puede permitir a los negocios generar mejores ideas y resultados. En este post te contamos qué es exactamente el design thinking y cuál es su papel en la transformación digital.

¿En qué productos debo innovar y cómo? ¿Cómo puedo mejorar el servicio al cliente? ¿Estoy ofreciendo la mejor solución a los consumidores? Todas estas preguntas pueden ser clave a la hora de impulsar nuestro comercio. Pero para poder abordarlas necesitamos tomar decisiones sobre las posibles soluciones y medidas que podamos implementar en nuestro negocio. Es aquí donde entra el design thinking o pensamiento de diseño.

En un mundo tan cambiante como es el de hoy en día, en donde debemos adaptar nuestros comercios a la actualidad tecnológica en la que vivimos, el design thinking puede ser la herramienta que nos permita conseguir resultados adaptados a las necesidades de nuestros clientes. Todo esto con una tecnología y una estrategia de negocio realistas que puedan aportar una oportunidad de valor dentro del mercado.

Es por este motivo que empresas punteras como Apple, Google o Zara utilizan el esta técnica dentro de sus procesos. Esto se debe a que se puede aplicar a cualquier campo sirviendo como generador de innovación y permitiendo diseñar experiencias, soluciones, productos y estrategias creativas.

¿Qué es el design thinking?

Es un método interdisciplinar utilizado para resolver problemas mientras fomenta la creatividad en la colaboración. Esta metodología pone especial foco en el usuario, estudiando sus debilidades y desafíos con el fin de ofrecerle soluciones efectivas para sus necesidades cambiantes.

No se centra en los problemas como tal, sino que se centra en las soluciones utilizando la lógica, la imaginación, la intuición y el razonamiento sistemático.

Se trata de una herramienta útil para las empresas puesto que ayuda a cuestionar procesos. De esta manera nos permite abordar problemas que están mal definidos o son desconocidos. Mientras que otras metodologías son más rígidas, esta metodología, tiene la capacidad de permitirnos enfrentarnos a los problemas desde una perspectiva alternativa para conceptualizar las ideas consensuadas por el equipo para identificar su impacto y realizar mejoras o cambios.

Ahora que tenemos más claro en qué consiste, podemos explicar sus 5 fases fundamentales:

  • Empatizar con los usuarios o clientes. Es la mejor forma de extraer información.
  • Definir sus necesidades, sus problemas y sus deseos. Con la información obtenida, se realiza una criba y se selecciona aquella información que aporta valor y que puede ayudar a lograr los objetivos.
  • Ideación. Juntar los diferentes enfoques obtenidos para encontrar las ideas que deriven a las soluciones.
  • Configurar uno o varios prototipos. Hacer realidad las ideas de la fase anterior.
  • Realizar pruebas con las distintas soluciones planteadas e identificar falles y carencias para hacer las mejoras necesarias.

Ventajas de implementar el design thinking dentro de los comercios

Podemos resaltar que las ideas que surgen del pensamiento de diseño como metodología aportan valor no solo a nuestro negocio, sino también a nuestros clientes, lo que supone una oportunidad de mejora para nuestra empresa. También se puede aplicar para optimizar procesos de trabajo o para definir nuevos procesos como, por ejemplo, la implementación de nuevas tecnologías o la digitalización de ciertos procesos. Asimismo, la aplicación de esta metodología sirve también para:

  • Desarrollar la empatía.
  • Reforzar el trabajo en equipo.
  • Promover el perfeccionamiento.
  • Impulsar la creatividad.
  • Generar buen ambiente de trabajo.

Podría decirse que la mayor ventaja del uso de esta metodología en un negocio es su gran potencial transformador. En otras palabras, a través de esta metodología podemos dar un giro de 360º a problemas que están mal definidos o que no se comprenden.  De hecho, la innovación como resultado del pensamiento de diseño no tiene por qué ser la creación de un producto nuevo. Puede partir de algo tan sencillo como la implementación de una plataforma de pago online.

Dado que la transformación digital tiene como objetivo añadir valor a las empresas por medio de la innovación en productos o servicios digitales, el design thinking es la herramienta idónea para poner en valor al usuario.

Acelera Pyme - red.es

Nuestros socios

Pilar't Restaurant
Bocas&Dientes Clinica Dental
El Timbalet
Farina Pasta Fresca
Assessoria Macià
Montse Blasco, Grup Catalana Occident
Borbón Grup
Cargando...
x
X